El empleado del mes: El desempleado

  • Orientación Laboral
  • 01 de Agosto de 2015
El empleado del mes: El desempleado

Debe ser extraño ser desempleado y ser el empleado del mes ¿no?... No utilices la lógica y descubre los motivos...

Actualmente, tener buenos contactos es tan importante como ser una persona con iniciativa. Todos se preguntarán, ¿Por qué soy el empleado del mes si no estoy trabajando?, la respuesta es sencilla: INICIATIVA. La iniciativa y el esfuerzo son dos características esenciales en los trabajadores que destacan. Cuando estas desempleado y tomas la iniciativa para conseguir tu objetivo debes aprender la cultura del esfuerzo.

No es fácil aceptar las negativas de los reclutadores e intentar centrar tu atención en los sectores en los que tienes mayor probabilidad de conseguir trabajo, requiere utilizar una virtud que no explotas cuando tienes necesidad de trabajar: PACIENCIA. Ser paciente te ofrecerá mayor campo de visión para alcanzar tus propósitos.

Un método que te ayudará a conseguir tus objetivos se denomina “AIDDA”:

A: Atención

Presta atención a los momentos donde se producen mayor número de contrataciones según la actividad económica que realice la empresa. El aumento de contrataciones no se producen en todos los sectores de la misma forma, trata de conocer cuando tendrás mayor probabilidad de ser contratado.

I: Interés

Preocúpate en conocer el funcionamiento del sector y la empresa. El “todo vale”, está muy bien si necesitas trabajo pero no significa que estés aumentando tus posibilidades de ser contratado ni que podrás quedarte dentro de la empresa con facilidad. Concéntrate en una actividad económica concreta, la pregunta ¿Qué quieres ser de mayor?... Puede ser de gran ayuda cuando sabes el camino que quieres seguir. Por lo tanto, debés preguntarte ¿Qué puedo hacer mejor?.

D: Demostración

Focalizada tu atención, aprende a venderte como posible empleado. Consulta EL ABC PARA REALIZAR UN CURRICULUM EFECTIVO.

D: Deseo

No puedes convertir el deseo de trabajar en una obsesión por trabajar. Sé autocrítico y trata de cuidar aspectos como la formación, la presencia y el estado anímico.

A: Acción

“En época de crisis hay dos tipos de desempleados: los optimistas y los pesimistas”

Steve Jobs, dijo una vez: “Cada día me miro en el espejo y me pregunto:”Si hoy fuese el último día de mi vida, ¿querría hacer lo que voy a hacer hoy?“. Si la respuesta es “no” durante demasiados días seguidos, sé que necesito cambiar algo”.  No intentes justificar el resto de tú vida lo que no has podido hacer por culpa de la crisis, intenta cambiar tu situación día tras día.